HomeEdición Impresa¿Cómo podrían avanzar las veterinarias en este campo?

¿Cómo podrían avanzar las veterinarias en este campo?

Avanzamos en una serie de ejemplos concretos por los cuales avanzar en la propuesta de Domingo Sanna.

Si bien es cierto que sería ideal contar con una página Web institucional o bien con redes sociales bien administradas (Facebook, Twitter y/o Instagram), el primer paso que los responsables de centros veterinarios deberían dar para avanzar en una estrategia de video marketing es constituir su propio Canal de YouTube. Tutoriales de por medio, cada uno de ustedes podrá llevar adelante esta acción sin ningún tipo de inconvenientes.
Desde esa plataforma, los videos que se generen para comunicar qué tipo de productos y servicios se ofrecen desde la empresa podrán ser compartidos no solo en los portales anteriormente mencionados, sino también vía WhatsApp o algún otro “mensajero” electrónico con los cuales convivimos a diario. Inclusive los materiales podrían reproducirse en pantallas bien distribuidas en las salas de espera de las veterinarias. ¿No les parece?

¿Qué comunicamos?
Como se dijo anteriormente, el objetivo de esta acción es bien concreto: informar, mostrar y recordar lo que ofrecemos. No hay excusas. No se trata de una acción que “sólo las veterinarias de pequeños animales pueden instrumentar”.
Todos podemos avanzar en este sentido. ¿Qué necesitamos? Una filmadora o un buen teléfono celular capacitado para grabar con buena calidad de imagen.
Esta última alternativa agilizará la posibilidad de compartir los contenidos con clientes y destinatarios especiales.
Algunas ideas:
• Podemos filmar testimoniales de dueños de mascotas o productores ganaderos contando (en no más de 3 minutos) la acción realizada junto con el veterinario, los pasos dados y los resultados obtenidos.
• También es posible difundir videos de los productos que se ofrecen en el interior de los comercios, compartiéndolos en los momentos clave para su uso o adquisición por parte del usuario final.
• Filmar y compartir las intervenciones profesionales a campo (o en consultorio) también puede ayudarnos a difundir nuestro trabajo, aunque en este punto será imprescindible cuidar el tipo de contenidos que compartimos: lindo, limpio y luminoso, son algunas de las características que deberíamos siempre tener en cuenta.
• También podríamos generar breves intervenciones con recomendaciones y sugerencias de índole sanitaria (a cargo del profesional) dependiendo la época del año o bien difundir extractos de eventos o conferencias en las cuales el titular o los colaboradores de la veterinaria hayan participado.
Sin dudas que necesitamos tiempo y continuidad para encarar acciones de este tipo, pero es el camino. A muy bajo costo, tenemos la posibilidad de ofrecer y recordar todos los productos y servicios que existen en las veterinarias. La tecnología está disponible, basta con tomar la decisión y adoptarla en favor de generarnos nuestra propia demanda.

Comentarios

POST TAGS:
COMPARTIR:
Valoración: