HomeNoticias de Actualidad“Ni bien noto un comportamiento inusual, acudo a la veterinaria”
Perfiles

“Ni bien noto un comportamiento inusual, acudo a la veterinaria”

Fernando Bertona, del Staff de “Bailando por un Sueño” (Showmatch), repasa junto a representantes de su veterinaria de confianza la importancia de que Pomelo, su Pitbull gris, asista a las visitas periódicas.

Por Gimena Rubolino

Es una tarde fría y la producción de esta Revista 2+2 llega a Veterinaria Alem, ubicada en la calle Thames del barrio de Villa Crespo en la Ciudad de Buenos Aires, lista para entrevistar a Fernando Bertona, bailarín del programa televisivo “Showmatch” y a su aliado, Pomelo, un Pitbull gris. Arriban directo desde los ensayos del “Bailando por un Sueño”. Pomelo tiene el pelo brilloso, parece de terciopelo.  Inmediatamente, reconoce a Giselle Isern, su veterinaria.
“Pomelo vino a atenderse a la veterinaria a los dos meses de nacer y ahora tiene un año y medio. En este tiempo ha sido atendido por varios de los veterinarios que formamos parte del staff de Alem”, relata la Dra. Isern. Y agrega: “Es un perro súper sano, ha tenido alguna conjuntivitis y otitis, pero en general ha venido más que nada a vacunarse regularmente”.
Vale decir aquí que, a nivel general, Pitbull Blue es una raza sin mayores inconvenientes sanitarios, que no suele presentar enfermedades específicas. Por el contrario, se los percibe resistentes a las mismas.

“Voy a la consulta junto con Pomelo una vez por mes para que la Doctora lo revise, más allá de que normalmente no le encuentra ningún
problema”. Fernando Bertona.

“Pomelo es un perro muy alegre y juguetón, un poco también por cómo ha sido criado. Tiene con Fernando una relación muy apegada”, analiza la Dra. Isern ya describiendo más puntualmente el perfil de la relación que une al propietario con su mascota en diálogo con Revista 2+2.  Y refuerza: “Hace poco vino a consultar por un dolor de cadera, pero fue porque estaba corriendo mucho y lo solucionamos con un analgésico. Quedó descartado cualquier problema de displasia de cadera”. Para la profesional, “es una raza que tiene necesidad de gastar energía. Nunca tiene problemas con otros animales en sus visitas a la veterinaria. Tiene un lindo temperamento. Hay quienes creen que son razas peligrosas, pero hay que saberlas manejar”.

Fernando Bertona, junto a Pomelo y la Dra. Gisselle Isern.

 

Consideraciones sanitarias generales sobre la raza

Lejos de caracterizarse por ser agresivo, el Pitbull Blue es reconocido a por la estabilidad emocional, la tolerancia con los niños, la afectuosidad con la familia, la no sociabilidad con los extraños que considere peligrosos, la aptitud para la guardia y la dominancia con otros perros.
Con respecto a su salud, puede ser aquejado por cualquiera de las enfermedades propias de la raza canina, haciendo especial inciso en la displasia de cadera. Por lo que, al menor síntoma de displasia, debemos acudir al veterinario para una revisión. También hay que estar atentos a posibles problemas relacionados con el corazón debido a la cantidad de ejercicio que se les acostumbra a realizar. En cuanto a los problemas de piel, esta raza es propensa a la piodermia o la demodexia. Algunos ejemplares pueden llegar a resultar alérgicos a las pulgas o a determinados alimentos, generando una dermatitis que los hace rascarse de forma continua.

Una relación bien especial

Pomelo llegó a Fernando por un deseo personal: “Tengo espacio en mi casa y tenía ganas de adoptar un perro grande. Cuando llegó tenía 45 días, lo crie con mis compañeros del elenco, que son como 30, para que se dé con toda la gente. Lo único que me interesa es que sea feliz y que se divierta”, relata Fernando en un mano a mano con Revista 2+2.
Más allá de esto y adentrándose en la descripción del vínculo que lo une con Pomelo (una muestra más de lo que ocurre en buena parte de nuestra sociedad), Fernando Bertona destaca las cualidades de su compañero al punto de sostener que “es muy fachero y le gusta mirar películas o fútbol”.
“Cuando pongo la comida en la mesa, no la toca hasta que le doy la orden y a veces le convido algún dulce o una carne. Pero no se llena con nada”, comenta y agrega: “Cuando lo veo medio raro, es decir, con un comportamiento inusual lo traigo a la veterinaria Alem y la doctora lo revisa. Pero es un perro que nunca tiene nada, ni siquiera una indigestión”, afirma el bailarín de Showmatch.
La vida de Pomelo es ordenada, tranquila, es una mascota que tiene sus actividades regulares y al convivir con otro animal se encuentra siempre acompañado. A su vez, Fernando se muestra muy contento con sus mascotas y reconoce disfrutar de la compañía de ambos.
“Tiene un hermano, un gato tipo Garfield, se llama Monchi, es naranja enorme. Y se llevan muy bien”, recuerda Fernando y asegura: “Muchas veces llego a casa y están durmiendo juntos, el problema es cuando empezamos a jugar a veces viene y se mete el otro”, señala Bertona.

«Desde la Veterinaria Alem destacaron la fluidez en el  vínculo con su cliente (Fernando), haciendo hincapié en el cumplimiento del plan sanitario que recibe Pomelo».

“Si me voy de viaje Pomelo suele quedarse con mi novia o un amigo, nunca lo dejó solo. Si no lo puedo llevar le dejo una compañía”, afirma y sigue: “A la noche lo saco sin correa y se para en las esquinas. La verdad que tiene un comportamiento excelente. A los 45 días me avisaba si quería ir al baño, desde siempre fue muy educado”.
Finalmente, Fernando Bertona no deja dudas en cuanto a la importancia que le asigna a la salud de su mascota y a la tranquilidad que logra a través de sus controles periódicos: “A la veterinaria suelo traerlo una vez por mes. La doctora lo revisa y normalmente no le encuentra ningún problema”, sostiene nuestro entrevistado.

El desafío de contar con un Plan Sanitario integral

Si bien a menudo los representantes de esta Revista 2+2 solemos encontrarnos inmersos en debates entre profesionales veterinarios respecto de cómo avanzar en el mayor cumplimiento de sus recomendaciones por parte de los clientes, vale en este caso revertir el desafío. ¿Están todas las veterinarias preparadas para brindar la atención que el perfil personalizado por Fernando Bertona requiere?
Para más adelante dejaremos el debate sobre qué hacer con los que no hacen nada, pero con los que sí hacen. ¿Qué hacemos?
Vale aquí entonces reforzar una vez más la importancia de que las Veterinarias cuenten con planes sanitarios propios, tal como lo hace Veterinaria Alem con sus clientes, a fin de brindar el servicio que los nuevos consumidores esperan.
Más prevención de enfermedades, más vínculo y mejor comunicación, algunas de las claves que sin dudas sigue haciendo falta abordar.

Comentarios

COMPARTIR:
Valoración: