Utilización de las Feromonas de gato en la clínica felina - Revista 2+2
2+2- Descargar Impreso – Main
HomeInstagramUtilización de las Feromonas de gato en la clínica felina

Utilización de las Feromonas de gato en la clínica felina

Las feromonas son sustancias químicas que liberadas al ambiente actúan como mensajes que ayudan a organizar y dar estabilidad a la vida de los gatos. Es una forma de comunicación entre individuos de la misma especie.

Escribe Rubén Gatti M.V. EMF
Director del Centro de Medicina Felina Buenos Aires.
Director de los Posgrados 1 y 2 de Medicina Felina de Vetes Web.

Si tenemos que definir a un gato diremos que es un felino de pequeño tamaño, carnívoro estricto, que caza presas pequeñas en solitario y tiene un fuerte apego a su territorio, porque es el lugar donde consigue su comida y otros recursos.

Los gatos van a defender activamente su territorio de cualquier intruso (real o potencial) y van a dejar marcas olfativas y visuales donde se envía ese mensaje.

Esta fuerte relación con su territorio hace que todo cambio en el mismo pueda producir alteraciones emocionales negativas como miedo, ansiedad y estrés, lo que va a condicionar su comportamiento posterior.

Feromonas

Las feromonas son sustancias químicas que liberadas al ambiente actúan como mensajes que ayudan a organizar  y dar estabilidad a la vida de los gatos. Es una forma de comunicación entre individuos de la misma especie.

Estas sustancias químicas (principalmente ácidos grasos) se producen en diversas glándulas sebáceas y sudoriparas de distintas zonas de la piel y otros órganos del gato como vemos a continuación: 

  1. Glándulas faciales (temporal, pómulos y mentón).
  2. Glándulas sudoríparas podales (interdigitales).
  3. Glándulas perianales: circunanales, sacos anales y supracaudales.
  4. Glándulas genitales: prepucio, vulva, uretra y
  5. Glándulas maternales (glándulas sebáceas de línea intermamaria).

Las diferentes feromonas cumplen importantes funciones en la vida de los gatos como vemos a continuación:

  • Delimitan el territorio dando aviso a otros gatos por medio de marcas de olor con las glándulas de las mejillas,  la orina y visuales con el arañado de superficies verticales (y también con el olor de glándulas interdigitales).
  • Dentro de su territorio, marcan objetos con el significado que son lugares conocidos y
  • Se marcan otros gatos y objetos para adquirir un olor de familia.
  • Atracción sexual, sobre todo cuando la hembra está en celo para avisar a los machos que es receptiva.


INSCRIBITE AL WORKSHOP GRATUITO ACÁ

La vida interior y los conflictos felinos

Todos los  gatos que  van  a vivir a un departamento tienen que adaptarse o acomodarse a esa nueva vida.

Normalmente, el propietario le suministra los elementos básicos como comida, bebida y la bandeja sanitaria, pero con el tiempo se vio que si bien algunos gatos se conformaban con esos mínimos elementos,  otros presentaban alteraciones en su comportamiento e inclusive patologías específicas.

Estas situaciones relacionadas con el estrés son estados emocionales negativos que pueden determinar comportamientos anormales o conflictivos para la convivencia con el humano.

Indicaciones para la utilización de las Feromonas felinas

  • Situaciones frustrantes de un ambiente monótono donde los gatos no puede desarrollar su comportamiento específico. Obviamente se deberán hacer los cambios correspondientes mejorando ese ambiente.
  • Situaciones de conflicto con otros gatos del ambiente. Cuando conviven dos o más gatos pueden darse diversos tipos de conflictos, sobre todo si hay alguno muy dominante o déspota. Hay situaciones visibles como peleas y otras más solapadas como evitar llegar a los recursos básicos como la comida y la bandeja sanitaria, mirar fijamente (agresión), bufar, gruñir, etc.
  • Presencia de personas extrañas a las habituales. Típicamente todas las personas que hacen arreglos en las casas, también amigos, familiares, fiestas, celebraciones, etc.
  • Llegada de un nuevo gato, u otro animal o un bebe humano. Todo nuevo integrante de la familia significa en principio un invasor del territorio.
  • El cambio de territorio ya sea permanente o momentáneo. Mudanzas, cambios de ambiente por vacaciones, o por temas laborales, etc. También hay considerar cambios en el mismo ambiente como muebles nuevos, pintura o empapelado de paredes, cambio de pisos, etc.

 Alteraciones de comportamiento por ansiedad

Todas las situaciones comentadas anteriormente  pueden desencadenar varios tipos de  comportamientos anormales, como un aumento de la marcación con orina en aerosol o con arañado de muebles, agresiones, aumento del tiempo de esconderse, disminución del juego, del consumo de alimento, etc. Las feromonas pueden ayudar a bajar el estrés de estos gatos y evitar ese comportamiento natural, pero inconveniente para sus propietarios.

Enfermedades especificas con alto componente de estrés

Hay un grupo de enfermedades donde se ha observado que el estrés crónico  puede ser una causa importante en el desarrollo de las mismas, y la utilización de feromonas puede hacer el ambiente más confortable para estos gatos.  Las siguientes patologías son ejemplo de este tipo de enfermedades:

  • Cistitis intersticial felina: esta alteración del tracto urinario inferior también llamada Cistitis idiopática fue estudiada por  Buffington,  en la década del 90 y se determinó su relación con gatos susceptibles al estrés crónico. Estos gatos tenían un aumento de su sistema simpático con mayor producción de norepinefrina y una disminución de la generación de cortisol que es el freno de las catecolaminas. Este exceso de norepinefrina produce finalmente una inflamación neurogénica de la vejiga a través de varios mediadores neuroquímicos (Oxido nitroso y sustancia P).
  • Obesidad: La obesidad felina es la principal enfermedad nutricional del gato llegando al 30 a 40% de los pacientes de la clínica felina. La obesidad se produce por una conjunción de factores donde interviene un mal manejo del propietario y situaciones de ansiedad crónica del gato, éstos pueden sufrir frustración por un ambiente aburrido o por otras causas de estrés, y vuelcan esa situación a aumentar el consumo de alimento.
  • Dermatitis sicógena o por exceso de lamido: Los gatos poseen una conducta natural de acicalamiento que cumple varias funciones como la limpieza, eliminación de ectoparásitos, disminuir la temperatura corporal, etc.  La Dermatitis sicógena se caracteriza por zonas de la piel con una alopecia particular, producida por el lamido persistente y  donde no hay inflamación de la piel por lo menos al principio.  En algunos gatos el lamido es tan intenso que terminan lastimando la piel, produciendo infecciones secundarias y  grandes ulceras. Este lamido compulsivo es un típico comportamiento por estrés o ansiedad crónica,  (neurosis de ansiedad) por las mismas causas nombradas anteriormente.
  • Herpesvirus felino: Es sabido que una vez que un gato es infectado con el Herpesvirus felino-1, en un 80% de los casos el virus queda en forma subclinica, y puede reaparecer frente a situaciones de estrés, como mudanzas, exposiciones, parto y lactancia (esto haría pasar el virus a la próxima generación).  Esto ocurre porque el HVF-1 se refugia en tejido nervioso como las neuronas de los ganglios del trigémino. La utilización de feromonas estaría indicada especialmente para que tengan un ambiente más relajado y no se produzcan esas reagudizaciones.
  • Enfermedades crónicas: Los gatos pueden sufrir una serie de enfermedades crónicas como Diabetes, Rinitis crónica, Asma y Gingivoestomatitis crónica, etc., Y esto se agrava a partir de la etapa geriátrica donde podemos encontrar Enfermedad renal crónica, Hipertiroidismo, Osteoartrosis, etc, Todas estas enfermedades tienen un denominador común que es justamente su cronicidad y que lleva aparejado el uso de medicación crónica, análisis y, visitas al veterinario en forma  reiterada, todo este manejo sobre los gatos que padecen estas enfermedades hacen que se incremente los niveles de estrés en estos pacientes. Por todo esto es conveniente el uso de feromonas en cada uno de estos casos para relajar a nuestros pacientes.

Utilización profesional de las feromonas en el manejo amigable del gato

El concepto del manejo amigable del gato surge de que debemos hacer todo lo posible para que el gato llegue lo más relajado posible al consultorio y nos permita la revisación clínica y todas las maniobras que necesitemos realizar  para hacer un diagnóstico y tratamiento de su enfermedad.

La consulta del gato comienza en la casa del gato. La introducción en la jaula de viaje es el primer problema a enfrentar, por lo cual es necesario rociar con feromonas la jaula para favorecer la introducción y el viaje.

En la sala de espera de la veterinaria, es conveniente poner un difusor de las feromonas, además de otras indicaciones importantes como que no haya perros, y que tenga mesas para las jaulas de viaje de los gatos.

En el consultorio, también es necesario tener un difusor prendido y además rociar la ropa y manos del veterinario y otros elementos donde se apoyaría el gato como la balanza. Por supuesto esto hay que hacerlo antes que entre el gato en el consultorio. Si el gato va a ser internado también es fundamental que tenga un difusor de feromonas.

Conclusiones

Los gatos no suelen expresar su ansiedad en forma notoria, por lo cual se producen situaciones de ansiedad crónica, que pasan desapercibida  si no se aprende a leer el comportamiento del gato.

Estos casos de ansiedad crónica,  suelen terminar en distinto tipos de alteraciones de comportamiento y en enfermedades concretas, que tendrían que ser la señal de alarma para los veterinarios para darse cuenta que ese gato está sufriendo esa situación.Las feromonas  F3 y Maternales,  nos van a ayudan a mejorar esos cuadros clínicos, a veces por si solas y otras veces serán el complemento de otras medicaciones indicadas para cada patología.  En definitiva solo tratemos de que nuestro paciente felino,  tenga la mejor calidad de vida posible.

Comentarios

COMPARTIR:
MSD – Bravecto – Dic 21 – Horizontal Notas
Valoración: