“La adecuada prescripción de un antiparasitario surge luego de la consulta médica” - Revista 2+2
2+2- Descargar Impreso – Main
HomeEdición Impresa“La adecuada prescripción de un antiparasitario surge luego de la consulta médica”

“La adecuada prescripción de un antiparasitario surge luego de la consulta médica”

MV Mariela Varesse en su Clínica Veterinaria.

MV Mariela Varesse en su Clínica Veterinaria. Crédito: Guillermina Lamfranco.

Esta es una de las conclusiones a las arribó un grupo de veterinarios, en una entrevista cuyo fin fue repasar las prácticas actuales y las tendencias en la prevención y el control de parásitos internos y externos en caninos.

De la redacción de Revista 2+2
info@dosmasdos.com.ar

MV Matías López, de Veterinaria Mitre.

MV Matías López, de Veterinaria Mitre.

La prevención y el control de parásitos internos y externos en los animales de compañía es uno de los pilares de la medicina veterinaria preventiva, a la vez de representar una de las principales instancias de contacto directo entre los profesionales y tutores de perros y gatos.
Con el objetivo de analizar las tendencias en el control de las enfermedades parasitarias durante los periodos de aislamiento y “cuarentenas” impuestas en todo el mundo a causa de la pandemia por COVID19, desde esta Revista 2+2 generamos una serie de acciones en el último tiempo. Así es como ya pueden acceder a los resultados de una encuesta realizada de manera on line entre más de 100 veterinarios de distintas partes del país, quienes respondieron preguntas en cuanto a las estrategias sanitarias que recomiendan hoy en día (Ver recuadro).
Vale destacar un punto en común entre los profesionales a la hora de reconocer la importancia de prevenir y controlar parásitos externos y también internos en los animales, de manera frecuente y del modo más práctico posible.
Asimismo, para la ocasión entrevistamos a otro grupo de veterinarios, quienes nos pusieron al tanto de cómo llevaron adelante sus recomendaciones y estrategias durante este tiempo y, fundamentalmente, explicaron sus distintas estrategias de comunicación para concientizar a los clientes sobre el tema.
En todos los casos, destacan la relevancia de que los veterinarios mantengan un rol activo en la lucha contra las parasitosis y definan concretamente los pasos a seguir para hacerlo en base a un correcto diagnóstico.
“Incluso, previo a la pandemia, ya notábamos un aumento en la prevención de las parasitosis internas y externas. Esto se vio potenciado, aún más, durante el período de aislamiento”, le explicaba a esta Revista 2+2 el MV Alejandro Bouzout, de Veterinaria El Jagüel, en Esteban Echeverría (Buenos Aires). Y agregaba: “Debemos derribar el mito de que es normal encontrar “un bichito” en el animal. Tenemos que explicar los beneficios de desparasitar en forma preventiva y mensual, no sólo para su mascota sino para su familia”.
A nuestro informe se sumó el MV Javier Mas, referente del laboratorio de análisis clínicos veterinarios, Diagnotest. “Los riesgos de estas parasitosis en el animal pueden llevar a estados nutricionales inadecuados, baja de defensas, lesiones orgánicas, predisposición a otras enfermedades oportunistas y hasta su muerte en casos de parasitación extrema”, nos ayudó a contextualizar el profesional.

MV Javier Mas, referente en el laboratorio Diagnotest.

MV Javier Mas, referente en el laboratorio Diagnotest.

Y agregó: “En la medida en que los animales ocupen el mismo nicho ecológico que los humanos, existe la probabilidad de contacto estrecho con diferentes agentes patógenos, ya sean bacterianos, virales, parasitarios o micóticos”.
También en Buenos Aires, pero más precisamente en Chascomús se encuentra Veterinaria Mitre. Desde Allí, el MV Matías López dejó en claro que ya desde antes de la pandemia viene concientizando a sus clientes en la prevención y el control de parásitos en perros. “Sin embargo, se ve claramente un pico de la preocupación / ocupación de los propietarios con respecto a la salud en general de sus mascotas desde mediados del año pasado”.
Desde Córdoba, la MV Mariela Varesse se suma a nuestro informe reforzando también el fuerte aumento evidenciado en su Veterinaria de este tipo de consultas. “Si bien entiendo que son las mismas pulgas y garrapatas de siempre, en el contexto que vivimos, las personas estuvieron mucho más en contacto con los animales y decidieron ocuparse del tema”, nos explicaba la profesional. Y agregaba: “Se incrementó la consulta por ectoparásitos y nosotros desde la Veterinaria y nuestro servicio de peluquería siempre estimulamos también la desparasitación interna. De la mano de lo que se ve, tratamos de traccionar lo que no se ve. Las personas ven las pulgas y las garrapatas y por eso pueden dimensionar el problema, pero a la prevención de los parásitos internos somos nosotros los que le damos protagonismo”.

¿Cómo se los digo?

MV Alejandro Bouzout en Veterinaria El Jaguel.

MV Alejandro Bouzout en Veterinaria El Jaguel.

Otro de los puntos que buscamos abordar frente a estos paradigmas es el de la comunicación efectiva de los mensajes por parte de los veterinarios. Y en este punto fue clave contar con la visión del MV Javier Paoloni, referente de Veterinaria Vida, en Río Cuarto (Córdoba). “La estrategia de comunicación más efectiva es escuchar y sobre eso aconsejar e indicar. La mayoría de las personas estrechó sus lazos con los animales durante la pandemia. Hoy es frecuente escuchar frases como “es como mi hijo”; “este me salvó la vida; estuve muy deprimido”, nos contaba Paoloni para luego profundizar: “Cuando tenemos un tutor o propietario que se refiere así a su perro o a su gato, se desprende la indicación de estar bien cubiertos en desparasitaciones interna y externa, por eso pedimos de rutina los análisis de materia fecal cada seis meses”.
“Es prioridad reforzar la comunicación del médico veterinario con los tutores de sus pacientes, asesorándolos sobre una correcta tenencia responsable. Nuestro rol como agentes de Salud Pública es hoy indiscutible”, reforzaba Javier Mas en diálogo con este medio. Y agregaba:  “Las desparasitaciones preventivas para ectoparásitos y endoparásitos se realizan, pero -en general- con una frecuencia menor a la indicada. Esto queda demostrado por la continua presencia de estos agentes en muestras para el diagnóstico parasitario”.
Ahora bien, ¿cuál es la metodología que se debería emplear cuando un cliente busca comprar un antiparasitario? ¿Sobre qué preguntar o indagar?
En este caso, Javier Mas cita algunos ejemplos tales como, profundizar en la edad del paciente, en los tratamientos previamente recibidos, la sintomatología presente, el hallazgo de alguna forma parasitaria macroscópica y hasta dialogar con la persona acerca de qué fue lo que la motivó a solicitar un antiparasitario. “La adecuada prescripción de un antiparasitario surge luego de la consulta médica, en donde el profesional actuante selecciona el tratamiento que mejor corresponde para esa situación y ese paciente”, enfatizó el referente.
A su turno, Mariela Varesse enfatizó en que hoy en día, las personas están más predispuestas a evitar posibles problemas en sus mascotas. “En mi caso, empleo mucho el recurso de la anécdota para brindarle información a los clientes. Les cuento casos reales, ocurridos con otros pacientes de la Veterinaria, en los que quedan claros los riesgos de las parasitosis”, aseguró la profesional. Y remarcó: “Hay cosas que para nosotros como veterinarios son obvias pero que la gente no sabe o no conoce. Debemos trabajar sobre este tema”.

Más puntos en común

Sin duda que las enfermedades parasitarias tienen diferente prevalencia a lo largo y a lo ancho del país, según las condiciones epidemiológicas.
“En los hogares con bebés, niños o adultos mayores de 65 años, se propone una desparasitación integral preventiva con una frecuencia establecida, generalmente mensual”, sostuvieron nuestros entrevistados. A esto Paoloni agregó que, también en este grupo de familias, recomienda un análisis de material fecal cada 4 meses y no cada 6 como con el resto de los pacientes.
“Este paradigma lo rompimos hace años, educando a la clientela y accediendo a nuevas tecnologías que no sólo facilitaron y dotaron de precisión al servicio, disponiendo incluso de los resultados mucho más rápido para comunicar a los clientes”, aseguró Paoloni.

No desparasitar a ciegas

En su Veterinaria Vida, el MV Javier Paoloni.

En su Veterinaria Vida, el MV Javier Paoloni.

Como se dijo, también en el caso de Veterinaria Vida de Río Cuarto se hizo evidente un aumento no sólo en los tratamientos, sino también en los análisis de materia fecal de alrededor de un 30% con relación a la prepandemia.
“Hace años hacemos análisis de materia fecal. Las drogas que usamos son las que ajustamos al análisis de su resultado. Muchos análisis dan positivos a Trichuris y Ancylostoma, así como a Dipylidium”, reforzó nuestro entrevistado y explicó que luego de revisar al perro, en la veterinaria se genera un encuentro formal en el escritorio con los tutores, en donde “le explicamos la situación y le indicamos los pasos a seguir en el tratamiento”, manifestó Paoloni.
“Es una estrategia de diferenciación que, a su vez, nos permite no usar antiparasitarios a ciegas. Debemos ofrecer seguridad y tranquilidad”, sostuvo.
Más allá de esto, el profesional abordó un tema que se replica en todo el país.
“Muchos cachorros vienen adoptados o comprados, con su cartillita, su vacuna y sus tutores dicen que están desparasitados. Pero cuando les hacemos el análisis, aparecen huevos de muchos parásitos. Esto nos llevó a defender los análisis coproparasitológicos como un pilar fundamental de la medicina preventiva en perros de todas las edades. No decimos que los animales no hayan recibido el antiparasitario, sino que probablemente no haya sido el indicado para tratar su situación particular”, concluyó.
No se puede perder de vista tampoco que son numerosos los factores por los cuales la desparasitación interna o externa puede fallar incluso usando los productos indicados y aplicados.
Frente a esto y destacando también que, en Veterinaria Mitre, por el contexto de sus clientes, se suele recomendar el uso de antiparasitarios spot on, Matías López destacó que busca mantener informada a su clientela con charlas de capacitación trasmitidas por redes sociales y sugiriendo un programa de control en las consultas y en el mostrador. Asimismo, abordó otra problemática frecuente. “El paradigma a romper aquí es el del perro «de la calle», al que el propietario o tutor hace años le da de comer y lo tiene en el frente de la casa o en su patio, pero no termina de hacerse cargo de su sanidad”.

Tomar cartas en el asunto

“Nuestros clientes venían tomando conciencia de la importancia de la sanidad de sus mascotas; entendieron que no es sólo la vacunación lo que asegura la salud del animal. Consideramos que al tener que aislarse, no solamente afianzaron el vínculo con sus mascotas, sino que también se informaron y, a raíz de eso, aumentaron las consultas en nuestro Centro”, agregó Alejandro Bouzout, quien nos explicaba que ha establecido cambios en este tiempo, comenzando a recomendar la desparasitación más frecuente, tanto en perros como en gatos. Además, el veterinario asegura que es posible implementar desparasitaciones preventivas de rutina que, además de parásitos externos, incluyan parásitos internos. Y destacó: “La recomendación del veterinario es fundamental. Es la base de todo éxito en un plan sanitario. Los clientes siempre confían en nosotros y es fundamental que tengamos las ideas claras e innovadoras para solucionarles los problemas”.

¿Más opiniones de los veterinarios?

Bajo el paraguas de VetData y el soporte de la Revista 2+2, se realizó un muestreo entre más de 100 veterinarios y veterinarias de distintas partes del país, a fin de abordar un tema clave y bien concreto: la prevención y control de parásitos internos y externos en perros. Aquí, algunos datos.

  • Cerca del 60% de los encuestados aseguró que el impacto de las parasitosis internas en los perros es mayor hoy que previo a la pandemia, por la mayor vinculación que se dio entre los animales y las personas en los períodos de aislamiento.
  • Frecuencia con la que los encuestados aseguraron desparasitar a los perros en sus veterinarias: el 50% al menos cada 3 meses; el 26% una vez cada seis meses; un 16% todos los meses y un 8% una vez al año.
  • Casi un 70% de quienes manifestaron desparasitar cada 6 meses a 1 año, considera que esta frecuencia debería ser mayor.
  • ¿Análisis coproparasitológicos en caninos? Un 60% aseguró realizarlo sólo ante sospecha de sintomatología, mientras que un 25% lo realiza esporádicamente y sólo un 15% de manera rutinaria y con frecuencia.
  • Un 82% del total aseguró proponer un tratamiento combinado contra parásitos internos y externos en los perros que atienden en sus veterinarias.

Comentarios

POST TAGS:
COMPARTIR:
MSD – Bravecto – Dic 21 – Horizontal Notas
Valoración: